PSORIASIS

Psoriasis

PIEL – Psoriasis

La psoriasis es una afección muy frecuente de la piel que se puede presentar en cualquier etapa de la vida. Se manifiesta en forma de placas, principalmente en las zonas expuestas a los traumatismos, es decir, codos, rodillas, cuero cabelludo, palmas de las manos y plantas de los pies. En ocasiones se propaga al resto del cuerpo. Estas placas están formadas de laminillas que se acumulan unas sobre otras.

En la PSORIASIS, la piel se vuelve como una coraza, uno se defiende protegiéndose. Detrás de toda defensa hay miedo a ser heridos. Cuanto más robusta la coraza, más sensibilidad y más miedo escondidos.

La piel es contacto. El ser humano debe de sentir el contacto para estructurarse correctamente. La Psoriasis es una separación conflictiva de estar o no estar en contacto con alguien. En el reino animal un conflicto de pérdida de contacto es generalmente mortal. ¡Es por tanto un conflicto muy importante!

También puede ser que la persona que padece psoriasis parece querer renovar su piel. No se siente bien en ella y quiere tener una piel nueva. Esto indica que no se siente reconocida por lo que es. Incluso puede sufrir un problema de identidad y desea tomar otra personalidad.

CONFLICTO: Conflicto de separación. Separación de uno mismo (integridad). Conflicto de contacto obligado. Necesidad de protegerse. Protección paterna que no he tenido (puede ser madre si esta hace la función paterna).

RESENTIR:

a) “Me agreden»

b) «Estoy separado de…» = «Para que no me agredan más, voy a separarme de alguien».

COMPARTIR EN:

Suscribete a nuestro blog (todos los datos son obligatorios)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *